La pareja: cosa de tres

Hace muchos años, un buen amigo comentó un día: «la relación de pareja es un compromiso de intereses». Yo me quedé mirándole, sorprendido, pero con el tiempo he comprobado cuánta razón tenía. Este comentario tan poco romántico, contiene una gran dosis de «realidad». A veces, idealizamos la pareja (en el fondo creo que nos idealizamos a nosotros mismos), y consideramos que nuestro amor es un amor «desinteresado». ¡Lo siento, pero me atrevo a decir que pensar eso es una falacia! Probablemente muchos estaréis de acuerdo. Quizás más aun los que hace varios años que convivís con la misma pareja.

Yo también tengo una frase de estas «categóricas»: «el amor es cosa de tres». ¡Caramba -pensaréis-, que dice éste! Pues sí, en el amor siempre hay el YO, el OTRO y los INTERESES compartidos. Si no existe un proyecto e intereses compartidos, el amor no se puede expresar si no es con una gran dosis de sumisión por alguna de las partes: someto mis intereses a los tuyos. El tercer elemento, por tanto, no es un elemento de discordia, sino precisamente lo que nos motiva para seguir compartiendo la vida con otra persona.

Dicen que estar enamorado es algo similar a llevar gafas de color de rosa. Algunos psicólogos lo expresamos con palabras un poco más «técnicas». En lugar de hablar de enamoramiento, hablamos de un trastorno transitorio afectivo y perceptivo por enamoramiento. No, no es una tontería. Está comprobado científicamente que este estado emocional que llamamos «enamoramiento» conlleva un trastorno psicológico que abarca un amplio espectro: digestivo, del sueño, perceptivo, ansioso, atencional, etc. Pero, aunque esto pase, no debemos rechazar este estado como enfermizo. De hecho, a pesar de que a menudo nos altera, la alegría de vivirlo lo compensa. ¿A que sí? Esta alteración de la percepción también está al servicio de la vida, porque ayuda, al principio, a establecer un vínculo más fuerte.

Los estudios demuestran que, el enamoramiento dura, por término medio, 900 días. ¿Y qué queda después? Pues el amor, sencillamente, con sus intereses compartidos y renuncias. O la desavenencia, claro, en función de nuestras expectativas. Es sobre todo cuando los niveles de los neurotransmisores del amor en sangre disminuyen que otra fase, más madura, puede empezar para la pareja; una fase donde somos impelidos a aprender a escucharnos a nosotros mismos y al otro; donde podemos relacionarnos desde el adulto y establecer una relación equilibrada y un proyecto compartido conscientemente, o desde el niño herido o caprichoso y conseguir un desequilibrio en la relación que tarde o temprano pasará factura.

Para mí la diferencia clara entre el enamoramiento y el amor es: el COMPROMISO.

 

Comparte el artículo:

Buscando a papá y a mamá

La búsqueda de pareja responde a varias necesidades propias de nuestra condición de mamíferos evolucionados, como son la comunicación, el afecto y la sexualidad. La comunicación, que permite compartir experiencias

Orgullo o dignidad

El enamoramiento tiene fecha de caducidad. Según estudios realizados recientemente, el enamoramiento -en su máxima intensidad- no suele ir más allá de los novecientos días. Evidentemente, esta es una fecha

Resiliencia: vuelve a levantarte

RESILIENCIA: VUELVE A LEVANTARTELos padres queremos que los hijos crezcan fuertes y sanos. La fortaleza es más una cuestión mental que física. La resiliencia -junto con la empatía y el

Herramientas para la comunicación: la asertividad

Algo que a menudo aparece cuando hay conflictos con los hijos son los gritos. De hecho, el nivel de decibelios de nuestra comunicación es un buen indicador del estado de

Herramientas para la comunicación: La empatía

Las competencias emocionales son habilidades que nos permiten relacionarnos con otras personas de manera satisfactoria, tanto para nosotros como para los demás, así como establecer actividades cooperativas. Esto es así

Rituales de paso para adolescentes

Hace unos años hice un viaje por Kenia y Tanzania. Una de las muchas cosas que me sorprendieron de aquellos países africanos fue ver grupos de jóvenes adolescentes de las

Vid y educación

Desde que tengo uso de razón -y de esto no hace tanto-, me he dado cuenta de que la naturaleza es sabia. Hace un tiempo tuve la oportunidad de visitar

La pareja: cosa de tres

Hace muchos años, un buen amigo comentó un día: "la relación de pareja es un compromiso de intereses". Yo me quedé mirándole, sorprendido, pero con el tiempo he comprobado cuánta

El hogar, un espacio de bienestar

Curiosamente uno de los negocios que ha tenido más éxito en este tiempo de pandemia ha sido la venta de muebles. ¡Nos hemos tenido que quedar sin vacaciones para poder

La mente, un espejo…

A mediados de la década de los 90, un grupo de científicos italianos hicieron un descubrimiento sorprendente: las neuronas espejo. Estas neuronas cerebrales tienen una doble función: por un lado,

Las cuentas bancarias emocionales

Los miembros de la familia interactúan y se relacionan unos con otros. Estas relaciones, como animales mamíferos que somos, guardan con las emociones. Hace décadas, el coeficiente intelectual era el

TÚ ofendes, YO reacciono

Nos sentimos ofendidos cuando una persona dice o actúa de una manera que nos hiere. Si no hay herida, no hay ofensa. Básicamente, hay tres caminos para gestionar los conflictos

Uso de Cookies Usamos cookies para proveerte del servicio y funciones propuestas en nuestra página web y para mejorar la experiencia de nuestros usuarios.    Ver Política de cookies